La organización de un profesor para un aula móvil

En una escuela tradicional, podemos observar que cada salón se encuentra equipado con lo necesario para que los pupilos tomen sus clases.

El mobiliario escolar consta principalmente de bancas escolares, un pizarrón, un escritorio y silla para el profesor.

Cuando el salón es asignado al profesor, significa que son los alumnos los que se mueven de un salón a otro, por el contrario, cuando el salón se asigna a un grupo, será el profesor el que se mueve de salón en salón.

Y en ambos casos, el profesor sabe que la organización es la clave para trabajar eficientemente.

Ante el seguimiento y la gestión del papeleo de los estudiantes, el seguimiento de los materiales de instrucción y el mantenimiento de su inventario de materiales de aula puede ser una tarea desalentadora en sí misma.

Pero cuando eres un profesor con un aula móvil, este proceso puede ser aún más abrumador.

Como lo mencionamos anteriormente, algunos profesores tienen dedicado un espacio de instrucción. Otros están en una variedad de entornos y grupos de configuración diferentes durante todo el día.

Este movimiento constante requiere planificación adicional y equipo específico. Al adaptar sus tácticas de organización para la movilidad, se piense entonces en la facilidad de su uso, o en este caso, en la facilidad de movimiento.

Así que las soluciones ante tu tipo de circunstancias son lo que necesitas ahora. Aquí algunas ideas:

a) ¿Necesitas mover una cantidad copiosa de materiales de aprendizaje de aula en aula?

Prueba entonces una torre móvil con bandejas ordenadas en una pila en cascada. Esta opción de organización te permitirá mover fácilmente tus materiales de un aula a otra y las bandejas de almacenamiento individuales hacen que sea fácil separar y organizar los materiales.

Las unidades en cascada son totalmente personalizables con la capacidad de mezclar y combinar diferentes tamaños de bandeja, opción para agregar puertas o hasta una pizarra con varias opciones de color para elegir.

Este tipo de soluciones te ofrece organización y flexibilidad para moverte de un aula a otra y tener todo lo que necesitas a la mano.

b) ¿Necesitas mover suministros de enseñanza y algunos artículos más voluminosos?

Entonces puedes pensar en un carro completamente plegable con ruedas extra largas, de goma y mango telescópico.

Es como tener una especie de carrito de golf pero más accesible y pequeño. Algunos modelos llegan a incluir una cubierta de lona así como una sección para almacenar un archivo de acordeón con pestañas y espacio para carpetas de tamaño carta o legal, archivos colgantes o carpetas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

c) ¿Necesitas mover materiales audiovisuales?

Existen otros modelos de carritos que tienen la facultad de tener una estación de presentación con asiento y armario de seguridad, e igualmente tiene opción de almacenamiento compacto.

Suelen tener espacios suficientes y resistentes para acomodar un proyector, un ordenador portátil, los efectos de escritorio y los suministros. Busca las alternativas en donde cuenten con un gabinete de seguridad de bloqueo con una parte posterior ventilada para mantener tu equipo electrónico seguro y fresco.

c) ¿Necesitas mover un gran arsenal de libros?

Tal vez eres un bibliotecario o un especialista en lectura y está compartiendo tu amor por la lectura con tus estudiantes de toda la escuela. En ese caso, un carrito ad-hoc para libros te vendría muy bien y la buena noticia es que existen en el mercado para tu disposición.

Como puedes ver, encontrar la opción de almacenamiento adecuada es la clave para mantener tus materiales móviles organizados. Independientemente de lo que necesites durante todo el día, podrás encontrar una solución.